Consejos

Instalación y reparación de de climatización en Cartagena

La instalación de aire acondicionado en Cartagena es necesaria para que disfrutes siempre de un ambiente fresco. Las altas temperaturas de la zona levantina cuando es primavera o verano hacen que estos aparatos sean imprescindibles en tu casa o negocio.

Si necesitas aire acondicionado en Cartagena, nos encargamos de instalártelo con la máxima rapidez y comodidad. Pero, antes de decidirte a hacerlo, es interesante que conozcas la diferencia entre los aparatos de climatización y, precisamente, los de aire acondicionado.

La instalación de climatización

En líneas generales, una instalación de climatización te ofrece lo mismo que otra de aire acondicionado: ambas refrigeran el ambiente y lo mantienen fresco. Pero su funcionamiento es distinto. Un aparato de climatización absorbe el aire caliente de una estancia y lo pasa a través de un filtro humedecido con agua. Así, lo refresca y, a continuación, lo expulsa de nuevo al ambiente por medio de un ventilador.

Tanto el aire acondicionado como la climatización en Cartagena son sistemas idóneos para que tengas una temperatura agradable. Pero esta última, además, tiene ciertas ventajas. La más interesante es que consume aproximadamente la mitad de energía. Con ello, verás bastante reducida tu factura de luz. Además, no utiliza gases refrigerantes, por eso elimina la electricidad estática del lugar donde se instala y conserva una humedad relativa. En este sentido, los climatizadores son muy aconsejables para lugares con climas secos porque, además de refrescar, aumentan esa humedad relativa del aire. Y todo ello contribuye a un ambiente más saludable.

También son más ecológicos porque no usan gases refrigerantes, solo utilizan agua para enfriar el ambiente y, además, porque consumen menos energía que un aparato de aire acondicionado (según las zonas, puede llegar hasta un 50 % menos). No obstante, estos últimos ya están sujetos a normativas como la F-Gas y otras que obligan al uso de gases más ecológicos y con menos potencia de contaminación atmosférica. Por eso, actualmente también son bastante respetuosos con el medio ambiente.

En cambio, los aparatos de climatización tienen algunas desventajas respecto a los de aire acondicionado. Así, cuando las temperaturas son muy altas y la humedad elevada, su eficacia es limitada. Además, hacen necesario renovar con frecuencia el aire de la habitación donde se hallan. Y esto con una doble función: conseguir una mayor eficacia e impedir que la humedad que expulsan afecte al mobiliario.

Los aparatos de aire acondicionado

A diferencia de los anteriores, los aparatos de aire acondicionado actúan reduciendo la humedad ambiental y generando aire frío y seco. A grandes rasgos, nuestros dispositivos de aire acondicionado constan de dos partes. La primera es la unidad interior o split y tiene un intercambiador. Este realiza el proceso de cesión del aire caliente de la estancia al gas refrigerante, que lo enfría. Luego, un ventilador lo devuelve al ambiente para refrescarlo.

La segunda parte de estos aparatos es la unidad exterior, también llamada condensadora. Además del propio condensador, está formada por un compresor, un ventilador y una válvula de expansión. Se comunica con la interior por un circuito cerrado de tubos de cobre por los que circula el citado gas refrigerante, y también por una interconexión eléctrica que controla el funcionamiento de la unidad interior.

Por tanto, como te explicará nuestro técnico de aire acondicionado, funcionan mediante un circuito frigorífico. Este absorbe el aire caliente de la estancia y, una vez dentro del aparato, el intercambiador de su unidad interna lo enfría utilizando gases refrigerantes. Finalmente, el mismo ventilador que impulsa el aire al intercambiador lo expulsa de nuevo a la estancia debidamente enfriado.

De una forma resumida, podríamos decirte que un aparato de aire acondicionado no introduce aire frío en la estancia donde se encuentra. Funciona eliminando el aire caliente de la misma. Es decir, que transforma este último en aire frío al hacerlo pasar por el intercambiador de su unidad interna. Y luego el ventilador lo devuelve a la habitación.

Por otra parte, respecto a los climatizadores, los aparatos de aire acondicionado son más eficaces. Necesitan de instalación, pero de esto nos encargamos nosotros. Y funcionan en todo tipo de ambientes, tanto húmedos como secos, siempre con la máxima eficacia.

Los más nuevos avances en instalación y reparación de aire acondicionado

Nuestro técnicos conocen los últimos avances en instalación y reparación de aire acondicionado. Por ejemplo, están familiarizados con los nuevos sistemas Inverter, que te ofrecen una doble ventaja. Por una parte, los dispositivos que los llevan se autorregulan en cuanto a consumo y, por otra, te ofrecen la temperatura exacta que deseas.

Los aparatos de aire acondicionado clásicos no eran tan exactos. Normalmente, cuando marcabas una temperatura, lo que hacían era mantener la de la estancia entre nueve y doce grados por debajo de la que había en el ambiente. Y, para ello, funcionaban siempre al máximo rendimiento disparando el consumo de energía.

En cambio, los aparatos que incorporan tecnología Inverter se autorregulan tanto en la velocidad del ventilador como en la del compresor. Cuando la habitación alcanza la temperatura que deseas, el equipo la identifica y disminuye su velocidad y su consumo. Gracias a ello, ahorras una importante cantidad de energía.

Dicho de otra forma, los aparatos de aire acondicionado clásicos arrancaban y paraban según la temperatura que iba alcanzando la estancia. En cambio, los que incorporan la tecnología Inverter hacen que el compresor gire de forma permanente. Así, evitan consumos innecesarios y, además, prolongan la vida útil del propio compresor, pues trabaja menos.

En síntesis, tanto la instalación de aire acondicionado como la de climatización son dos formas de refrigerar una estancia o un local. Cada una de ellas tiene sus ventajas. Pero, una vez hayas decidido cuál te interesa más, nosotros nos encargaremos de instalártela de la forma más sencilla, rápida y económica posible. Como sabes, toda la zona de Cartagena alcanza elevadas temperaturas en primavera y verano. Por ello, un aparato de climatización o de aire acondicionado es imprescindible para tu comodidad e incluso para tu salud, ya que limpian el ambiente de la estancia donde se hallan.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *